Basándose en el estudio de 412 casos, Denis clasifico las fracturas lumbares en menores y mayores:

Las Fracturas Menores: incluyen las fracturas de apófisis espinosa, apófisis trasversa y fracturas de carillas articulares.

Las Fracturas Mayores: las lesiones mayores más significativas se clasifican en fracturas por compresión, fracturas de estallido, lesiones por flexión/distracción y fracturas desplazadas.

El Mecanismo de Lesión:

Las fracturas por compresión lumbar generalmente ocurren por fuerzas de energía de alto impacto, accidentes de transito o caídas, donde se combina un movimiento de flexión o rotación lumbar mas un impacto de compresión.

También pueden ocurrir estas fracturas por procesos degenerativos como lo es la osteoporosis.

Fisioterapia

fisioterapia

Tratamiento Quirúrgico y ortopédico:

Generalmente estas lesiones son tratadas con fijación con placas y tornillos o vertebroplastia.

En ambos casos se indica usar un corsé de Boston o una faja lumbo-pelvica de 8 a 12 semanas para evitar la flexión o extensión del tronco así como las rotaciones asociadas.

El tiempo estimado para una consolidación ósea es de 8 a 16 semanas dependiendo de cada caso.

Tratamiento basado en la fisioterapia:

Las heridas quirúrgicas deben revisarse diariamente para descartar la presencia de drenajes que puedan ocasionar una infección.

La carga de peso (posición de pie) es permitida cuando la fractura es estable: generalmente molesta mas la posición sentada porque la presión que sufre el disco intervertebral es mayor a la ocurrida cuando se esta de pie, el paciente comienza a deambular entre 7mo y 10mo día por cortos periodos.

En la primera semana de tratamiento no se permiten ejercicios que comprometan la musculatura lumbar y de la cadera por lo que solo se trata con ejercicios isométricos, el paciente debe levantarse y acotarse de la cama en posición de L anulando la gravedad.

Las ortesis lumbo-pelvicas se indican las 24 horas durante las primeras 8 a 12 semanas y por ningún concepto el fisioterapeuta debe retirar la misma para realizar ninguna actividad física.

De la 2da a la 4ta semana se comienzan a trabajar ejercicios libres activos para los miembros inferiores y superiores, sin carga de peso, para fomentar la circulación venosa, en esta etapa se comienzan a realizar estiramientos pasivos para prevenir problemas futuros relacionados con acortamiento de glúteos, isquiotibiales y gemelos.

En esta etapa el paciente puede deambular con apoyo (andadera)

De la 5ta a la 8va semana se comienzan a trabajar de manera concéntrica las extremidades inferiores y superiores con pesos ligeros, teniendo cuidado de cuidar la ergonomía postural para evitar los movimientos en la columna lumbar.

De la 9na a la 12va semana se comienzan a trabajar los ejercicios de coordinación y equilibrio ejercicios activos en cadena cinética cerrada (siempre y cuando se compruebe por imágenes radiográficas la estabilidad de la fractura), aun no se permiten las movilizaciones de columna pasivas ni activas. Se retira progresivamente la ortesis lumbo-pelvica (por orden médica).

De la 13 a la 16 semana, se comienzan a realizar movilizaciones activas de la columna, se mantiene el fortalecimiento de miembros inferiores y superiores, se comienza el adiestramiento de l marcha con bastón de 4to puntos, ejercicios de coordinación y equilibrio.

Generalmente el proceso de rehabilitación ante una fractura Mayor de la columna vertebra puede durar entre 6 y 8 meses dependiendo del proceso quirúrgico y el paciente.

Consideraciones y patologías asociadas: ante una fractura de este tipo que en el 28% de los casos compromete al canal neural, es importante realizar una evaluacion neurologica exhaustiva.

Por la cantidad de ramificaciones nerviosas que salen de los troncos vertebrales a nivel lumbo-sacro, es muy probable que el paciente presente una perdida de sensibilidad o aumento de la sensibilidad.

Hipersensibilidad: Aumento de la precepcion de estímulos, se vuelven intolerable para el paciente hasta el rose de la piel con la superficies de la cama, describe una sensación de ardor, un dolor muy característico que no tiene una localización fija.

Hiposensibilidad: disminución de la percepcion de estímulos, el paciente describe una sensación de adormecimiento, no puede describir cuando pasan por ejemplo la punta de un lápiz por la zona donde tiene esta sensación o si pasan una esponja.

Fisioterapia a domicilio en caracas

telf. 0212-227-53-35